Te va ha encantar..... Lasaña a la boloñesa

#Pastas y arroces 31 marzo 2019



Hacer lasaña boloñesa con Thermomix® es muy fácil y queda buenísima. Sin duda es una receta que tienes que probar a hacer con tu máquina.


La lasaña a la boloñesa  en Thermomix® es muy sencilla de hacer y si te gusta la pasta seguro que te va a encantar. Esta típica receta italiana es de las que más suelen gustar y si la preparas es un acierto seguro.


Si por algo me gusta preparar recetas en Thermomix® es porque, además de que todo sale buenísimo, tienes siempre muchos menos cacharros que fregar. La lasaña boloñesa es un claro ejemplo de receta en el que ahorras el uso de muchos utensilios de cocina al hacerla con tu robot.


Salsa Boloñesa:


600 gr de carne picada


130 gr de zanahoria


130 gr de cebolla


1 trozo de apio o de pimiento verde


1 diente de ajo


500 gr de tomate natural triturado


100 ml de vino blanco


50 gr de aceite de oliva


Sal


Pimienta


Salsa bechamel:


500 ml de leche entera


45 gr de harina


35 gr de mantequilla


Sal


Nuez moscada


Pimienta negra


Para el montaje:


20 placas de lasaña precocinadas 


Salsa bechamel


Salsa boloñesa


Queso para gratinar


Preparación


Primero, en el vaso, echamos la cebolla, la zanahoria. el ajo y el pimiento verde y trituramos 5 segundos en velocidad 5. Bajamos los restos de las paredes del vaso y echamos el aceite. Programamos 7 minutos, temperatura varoma y velocidad 1.


Añadimos la carne desmenuzándola un poco con las manos y la sal, movemos un poco con la espátula para que las especias se mezclen bien y programamos 5 minutos, temperatura varoma, giro inverso y velocidad cuchara.


Echamos el vino blanco y el laurel y programamos nuevamente 5 minutos, temperatura varoma, giro inverso o giro a la izquierda y velocidad cuchara sin poner el cubilete en su lugar.


Ahora, añadimos el tomate natural triturado y programamos 15 minutos, temperatura varoma y velocidad cuchara nuevamente sin poner el cubilete en su sitio pero colocando el cestillo encima de la tapa para evitar que salpique. Cuando termine el tiempo rectificamos en sal y reservamos.


Las placas de lasaña si las utilizamos precocinadas, pondremos en una fuente agua tibia y un poco de aceite, y las iremos metiendo poco a poco en el agua para que no se nos peguen. Y así a la hora de montar ya las tendremos listas. 


Para preparar la bechamel, con el vaso ya limpio, añadimos todos los ingredientes de ésta en el vaso y programamos 8 minutos, 100º y velocidad 4.


Montaje de la lasaña: en el fondo de una fuente para horno ponemos un poco de bechamel y extendemos una capa de placas de lasaña, encima ponemos una capa de salsa boloñesa y encima de ésta un poquito de salsa bechamel y unas lonchas de queso (opcional). Hacemos esto hasta agotar los ingredientes y terminando con una capa de placas de lasaña. Cubrimos la lasaña con el resto de la salsa bechamel y espolvoreamos sobre ella queso para gratinar.


Con el horno precalentado a 220º, gratinamos la lasaña 10 minutos a esa temperatura o hasta que el queso esté dorado. Si se usan placas de cocción directa en el horno se pondrá la lasaña unos 20 minutos a 220º y si en ese tiempo el queso no está dorado ponemos la opción de gratinar 5 minutos más.


Por último, servimos caliente.


La boloñesa es una receta en la cual se puede meter todo tipo de verduras, es ideal para los niños que no quieren comer verduras porque no las notan. No solo sirve para lasaña, también te puede servir para la pasta, mousaka, como acompañamiento de arroz blanco, relleno de verduras (calabacin, berenjena, pimiento..) 


Espero que os guste, buen provecho!!